Tolima y Boca Juniors empatan 2-2 y dejan abierto el Grupo G de la Libertadores

Deportes Tolima y Boca Juniors empataron 2-2 este miércoles en la ciudad colombiana de Ibagué, dejando viva para la última fecha la disputa por el único cupo disponible del Grupo G para los octavos de final de la Copa Libertadores 2019.

El equipo colombiano se fue adelante con goles del volante Alex Castro y del delantero Marco Pérez, en los minutos 11 y 19, en dos jugadas aisladas ante el dominio absoluto de los argentinos que hallaron en el arquero local Álvaro Montero una muralla casi infranqueable.

Pero los visitantes cobraron la recompensa a sus esfuerzos con dos anotaciones de sus hombres más destacados: Mauro Zárate y Darío Benedetto. El exjugador del Lazio de Italia marcó en el minuto 35, mientras que el capitán igualó de penal en el 43.

La suerte del Grupo G se definirá la segunda semana de mayo, tras la clasificación anticipada del Atlético Paranaense de Brasil pese a su caída este miércoles 3-2 ante Jorge Wilstermann en Bolivia.

Los colombianos deberán viajar a Cochabamba para golear a Jorge Wilstermann y esperar que Paranaense derrote en Buenos Aires a los argentinos por marcador abultado. Sumar en La Bombonera clasifica a los xeneizes sin importar el resultado en el país andino.

Paranaense (+6 goles) lidera la llave con nueve puntos, seguido de Boca (+4) con ocho y de Tolima (-3) y Wilstermann (-7) con cinco.

- Tormenta argentina -

Aluvión es poco. Boca se unió a la temporada invernal en Colombia para convertirse en un auténtico torrente contra el arco del Tolima. Pero sus embestidas se toparon con un dique: el portero Álvaro Montero.

Los argentinos merecieron los tres puntos solo por lo mostrado en la primer parte. Tuvieron siete oportunidades de gol, cinco de ellas despejadas por el arquero colombiano.

Guiados por Mauro Zárate, los xeneizes bombardearon a los locales principalmente con tiros libres o remates en acción desde fuera del área. Pero hallaron a un seguro Montero que despejó y envalentonó a los suyos.

En una salida de los hombres de Gustavo Alfaro que parecía poco riesgosa llegó una ventaja injusta, en un deporte que, es sabido, no es de méritos. Castro presionó a Lisandro López. El central perdió la pelota, Pérez habilitó a su compañero y Tolima ajustó el 1-0.

El zarpazo fue mínimo, pues ocho minutos después la ventaja se amplió. Larry Vásquez centró un balón con facilidad. Pérez no halló resistencia y, en un martillazo, clavó el 2-0 ante la estirada inútil de Esteban Andrada.

- Resilencia -

Para un equipo cualquiera el marcador hubiera sido una sentencia. Pero el seis veces campeón de América sacó su casta y su premio fue no haber desistido.

Zárate y Benedetto siguieron remando. A falta de diez minutos para el fin de la primer parte, sus esfuerzos lograron vencer al hasta entonces imbatible Montero.

El volante bombardeó al portero dentro del área y acortó distancias. Y después el goleador convirtió en gol un penal de Sergio Mosquera contra el uruguayo Nahitan Nández.

A los colombianos les pasó factura su debilidad en las dos últimas líneas, una sorpresa para propios y extraños porque en la liga local los números los enaltecen como uno de los mejores cerrojos.

Por eso, seguramente, Alberto Gamero movió el banco y para la segunda parte ingresó al mediocampista defensivo Rafael Carrascal en reemplazo de Carlos Robles.

La entrada de Carrascal equilibró el campo y le otorgó mayor control a los anfitriones, que pudieron soltar al movedizo Vásquez para inquietar el pórtico de Andrada, inquietado con tres peligrosos remates de media distancia.

"En el segundo tiempo nos cansamos", reconoció Zárate.

Aunque el ajuste de tuercas de los vinotinto y oro igualó cargas, el juego pasó del vértigo de llegadas constantes del primer tiempo a disputas en la mitad de la cancha y mayor racionalidad en el manejo del balón. Y en oxígeno para el exigido Montero, que entonces no ensució su uniforme.

Pero la limpieza de sus trapos no será permanente. Ni para él ni para sus compañeros ni para Boca. El empate decreta que hasta la última fecha tres equipos pelearán por el único cupo disponible para octavos del Grupo G. Y el juez tiene nacionalidad brasileña.

GolTV LatinoAmérica

Programación
[email protected]

Ventas Afiliadas
[email protected]