N Noticias

El Bayern Múnich con pie y medio en cuartos, Real Madrid remonta ante Nápoles

El delantero del Nápoles Insigne abrió el marcador (8), antes de que el Real Madrid diera la vuelta al marcador con goles de Karim Benzema (18), Toni Kroos (49) y Casemiro (54).

"Sabíamos que sería difícil porque el rival juega bien al fútbol. Queda lo más difícil", dijo Casemiro a la televisión BeinSport tras el encuentro.

"Hay que valorar que hemos superado a un gran rival", añadió, aunque advirtió que "la renta no es suficiente para el partido de vuelta, han demostrado que son muy peligrosos".

El jugador también se refirió al gol de volea que anotó afirmando que "es una jugada que ensayo mucho, especialmente en mi caso porque tengo que aprovechar las llegadas".

En el Santiago Bernabéu, el Real Madrid acabó dominando a un Nápoles que salió con fuerza pero acabó desinflándose a medida que pasaban los minutos y que registró su primera derrota tras 18 encuentros sin perder, contando todas las competiciones.

La derrota napolitana tuvo como espectador de excepción al astro argentino Diego Maradona, que debió recordar como él mismo cayó ante los blancos cuando lideraba al Nápoles en la primera ronda de la Copa de Europa de la temporada 1987/1988.

- Benzema acalla las críticas -

Los blancos pudieron contar con una gran actuación de Benzema, muy criticado en los últimos tiempos, que supo conectar este miércoles con Cristiano Ronaldo, también muy activo, y a los que acompañó delante un gris James Rodríguez.

"Le faltaba este gol porque en los últimos partidos no lo conseguía, estoy contento por su gol y lo que hace en el campo, hace jugar a los demás, siempre se asocia con los demás, cuando se mueve, izquierda, derecha, entre líneas, es muy bueno", explicó Zinedine Zidane sobre su compatriota.

"Hicimos un gran partido, no sé si el mejor", pero la "pena es este gol, aunque rectificamos enseguida y marcamos", añadió el técnico francés, que aseguró que la "eliminatoria no está sentenciada".

Sí parece que lo está la otra disputada este miércoles, tras la goleada del Bayern al Arsenal (5-1).

El holandés Arjen Robben (11), el polaco Robert Lewandowski (53), un doblete del español Thiago Alcántara (56 y 63) y un tanto de Thomas Müller (88) dieron la abultada victoria al club bávaro, ante un Arsenal que solo aguantó en la primera parte, en la que marcó el chileno Alexis Sánchez (30).

"Ha sido un gran partido, quizás algo que no esperábamos demasiado", admitió el bigoleador de la Roja.

"Jugábamos en casa y teníamos que marcar goles. Tras el descanso todo fue mucho mejor", añadió Thiago.

- Récord de triunfos en casa del Bayern -

El equipo entrenado por el francés Arsene Wenger apenas jugó de igual a igual al campeón alemán en el último cuarto de hora de la primera parte, en la que Alexis Sánchez empató en gol inicial de Robben rematando un rechace de Manuel Neuer que había detenido un penal lanzado por el chileno.

Con ocasiones del suizo Granit Xhaka y del alemán Mesüt Özil, el Arsenal podría haberse ido incluso con ventaja en el primer tiempo, pero la segunda parte fue un monólogo del equipo que entrena el italiano Carlo Ancelotti.

"Ellos jugaron mejor. Su tercer gol nos mató, no tuvimos respuesta. Nos colapsamos mentalmente", admitió Wenger, quien no buscó "excusas" a la derrota.

Tras esta victoria, el Bayern de Múnich se convirtió en el primer equipo en la historia de la Liga de Campeones en sumar 16 triunfos consecutivos en su estadio.

A destacar que dos de estas victorias son ante el mismo rival, Arsenal, y por el mismo resultado (5-1).

La última derrota en casa del equipo germano fue el 29 de abril de 2014, cuando el Real Madrid se impuso en la vuelta de las semifinales de la Champions por 4-0 y se clasificó para la final, en la que derrotó al Atlético de Madrid para conseguir la Décima Copa de Europa.